BITÁCORA

Miguel García Aspeitia y la física, una vocación para descubrir el universo

“Conocer que el tiempo es capaz de detenerse o incluso retroceder es una experiencia sorprendente y real en la naturaleza, que la ciencia pone a nuestro alcance. Saber que podemos volvernos más jóvenes si nos encontramos cerca de un agujero negro o averiguar qué pasará con el fin o la aceleración del universo son aspectos extraños que no solo suceden en las películas de ciencia ficción, sino que son objeto de estudio para nosotros los físicos”, sostiene el doctor Miguel Ángel García Aspeitia, catedrático Conacyt asignado a la Unidad Académica de Física de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAF UAZ).

Aspectos como la dilatación del tiempo, predicciones sobre el futuro o inclusive el final del universo, son cuestiones actuales que forman parte de la física, específicamente de la cosmología y gravitación, en donde científicos obtienen predicciones basadas en modelos y observaciones actuales, como es el caso del doctor Miguel Ángel García, de quien entre sus trabajos actuales destaca un proyecto de aceleración del universo, realizado en colaboración con científicos chilenos, que argumenta que esta aceleración sucede debido a la existencia de una quinta dimensión.

Por su trabajo de investigación y divulgación científica, Miguel Ángel García Aspeitia en 2009 fue reconocido por la revista estadounidense Who’s who como uno de los personajes más influyentes de México. Esta revista con más de 117 años de antigüedad reconoce las vidas de los líderes y triunfadores en el ámbito científico y de divulgación, originarios de Estados Unidos y otros países.

Originario de la Ciudad de México, hijo de la matemática Martha Aspeitia y de Miguel García, un médico con una gran pasión por la física, Miguel Ángel García Aspeitia creció en un ambiente científico con alcance a información sobre el universo y las ideas. “Yo creo que las personas llevan un científico en su interior, pues desde niños estamos motivados por la curiosidad, una habilidad que conforme vamos creciendo desafortunadamente muchas veces se apaga. En mi caso, mi interés no desistió y aunque me gustaba también la ingeniería relacionada con la aeronáutica, mi decisión continuó por el camino de la física, porque me parecía como un sueño, por sus estudios que me parecían tan fuera de lo común”, relató.

Miguel Ángel García estudió la licenciatura en física y matemáticas en la Escuela Superior de Física y Matemáticas del Instituto Politécnico Nacional (ESFM IPN), en donde hizo su trayectoria de investigador en cosmología y gravitación, al desarrollar sus primeros modelos —uno llamado Bianchi y otro Gowdy— con la doctora Nora Bretón, profesora del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del IPN (Cinvestav), en colaboración con el doctor Hernando Quevedo, de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

“De ambos doctores aprendí muchísimo y me dieron las bases para continuar con mi posgrado; un ejemplo es que el doctor Hernando Quevedo me enseñó cómo simular la relatividad general y obtener las ecuaciones de Einstein en una computadora, sin tener que hacer el cálculo completo. Estos conocimientos hasta la fecha me son muy útiles y los sigo aplicando”, rememoró.

Posteriormente, Miguel Ángel García obtuvo una beca por parte del Centro Internacional de Física Teórica (ICTP, por sus siglas en inglés) y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) para realizar una estancia de investigación en una escuela de verano en cosmología.

Bajo la asesoría del doctor Tonatiuh Matos, realizó su maestría y doctorado en física en el Cinvestav, periodo en que continuó sus estudios sobre cosmología y la gravitación. “El doctor Matos es uno de los pioneros de la cosmología en México. Entonces no solamente hago modelos generales de dimensiones extras, sino que también los comparo con la naturaleza para hacer predicciones, porque él me enseñó esa forma de pensar. Además, él es un experto en divulgación, pues cuando platica cada paso de la física y la naturaleza, lo convierte en una experiencia sumamente interesante, por lo que también me motivó a realizar actividades de divulgación”.

Al concluir su doctorado, Miguel Ángel García realizó una estancia posdoctoral durante dos años en la Universidad de Guanajuato (Ugto), campus León, bajo la asesoría del doctor Luis Ureña —quien también fue alumno del doctor Tonatiuh Matos—, con quien también publicó tres artículos de investigación relacionados con cosmología y gravitación.

“Durante esta estancia posdoctoral ingresé como candidato al Sistema Nacional de Investigadores (SNI) y tres años después, cuando llegué como catedrático Conacyt a la UAF UAZ en 2014, me integré al nivel I del SNI”.

Miguel Ángel García actualmente fortalece diversos proyectos de investigación en la UAF UAZ, como asesor de un grupo de estudiantes de licenciatura, maestría y doctorado, cuyos estudios abordan temas como cosmología, gravitación, astrofísica y teorías alternas a la relatividad general.

Además de la investigación, Miguel Ángel García Aspeitia destaca la importancia de la divulgación científica como una actividad para atraer a las nuevas generaciones a involucrarse en el mundo de la ciencia y generar nuevas ideas. “Actualmente, junto con la planta docente de la UAZ, trabajo en la generación de un ambiente en donde los jóvenes se sientan cómodos con la ciencia y que en un futuro estos estudiantes logren destacar, no solo a nivel nacional sino internacional, para promover la formación de líderes en la ciencia mexicana”, finalizó.

Fuente: CONACYT.

Deja tu comentario

*

*

 

IMPORTANTE:
Sí: El usuario podrá preguntar, felicitar, realizar críticas constructivas y/o contribuir con opiniones relevantes en el campo de la ingeniería e infraestructura.
No: Molestar, intimidar o acosar de ninguna manera.Tampoco utilizará el espacio para la promoción de productos o servicios comerciales, así como de cualquier actividad que pueda ser calificada como SPAM.

Para saber más consulta los Términos de Uso de INGENET.